Mueran Humanos

“En los últimos años el apocalipsis volvió al centro de la escena. Se habla de él a través de la narrativa espectacular del cine catástrofe, en propagandas de ONGs que apelan a una sensibilidad inexistente, o con esa voz desafectada y quirúrgica del mundo de las ciencias. Pero algunos sabemos que el apocalipsis está acá desde siempre y sentimos cómo hace su trabajo silencioso en el lento genocidio de lo cotidiano. Del mismo modo que vivir implica morir de a poco, el despliegue de la humanidad y su “civilización” no nos lleva a otro lugar que al encuentro inexorable con su propia extinción. Quienes cargamos con ese estado de la conciencia no necesitamos del optimismo para hacer. Necesitamos estrategias. Por eso, hace tiempo que aprendimos a sobrevivir con la precariedad de lo mínimo como si fuéramos hongos o bacterias, a construir nuestros refugios en espacios abandonados, a vivir en fuga, siempre desconfiando, siempre insatisfechos, a construir furtivos rituales de resistencia y alianzas temporales. A traicionarnos, a perder, a ser viables sin ser exitosos, a insistir. Mueran Humanos es el producto de ese tipo de existencias. Para la historia cultural, el rock -¿rock?- y todas las subculturas asociadas a la música y el arte hace tiempo fueron sepultados en las redes del mercado y el comercio de estilos de vida. Sin embargo, todavía quedan proyectos que sobreviven en las ruinas de esa derrota histórica, que mantienen viva la llama de esas tradiciones para las cuales las únicas vidas que merecen ser vividas son las que atentan contra la frígida estética del orden. La especie humana se extingue a sí misma y nos encanta: nunca nos gustó lo que representa. En alianza con lo todo lo no humano -máquinas, criaturas y desiertos- bailamos y celebramos su holocausto.
Ezequiel Fanego
Mueran Humanos . Com
 
Film: Kodak Proimage 100 (35mm).
Cam: Fujica ST901.
Lens: EBC Fujinon f=28mm 1:3.5.
Year: 2017.  
Download / See full size: not available  

Mueran Humanos. DHD.